Make your own free website on Tripod.com

En disco compacto regrabable (CD-RW), el recubrimiento metálico donde se graban los datos presenta en su estado natural una consistencia policristalina. En el proceso de grabación, un haz láser es enfocado sobre dicho recubrimiento mientras el disco gira, elevando la temperatura de la diminuta área iluminada por sobre el punto de fusión de la aleación metálica (entre 500 y 700 grados celsius). Al fundirse la aleación, su estructura deja de ser cristalina y pasa a un estado amorfo, cuya reflectividad es más baja que las zonas cristalinas. Esta diferencia de reflectividad es captada por el haz láser de lectura, del modo similar a la lectura de un disco compacto estándar.
Para borrar un CD-RW, se enfoca nuevamente el láser de grabación pero a una temperatura inferior (unos 200 grados celsius) y por un instante de tiempo un poco más prolongado. De este modo, la zona iluminada recupera su consistencia cristalina inicial.